La libreta del hambre
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
Recent Comments

    El Silencio de los Calderos
    2006-12-19
    Pedro Álvarez Peña

    Sonaron las casuelas vacías de decenas de cardenenses el 16 de junio de
    1962. Esta protesta, conocida popularmente como La protesta de las
    Calderas, tuvo lugar en mi pueblo natal aquel día.

    Sobre la misma escuché muchas veces desde mi infancia. En la me
    dijeron que había sido la gente del barrio de la Verbena, el peor del
    pueblo según las lenguas, donde unos pocos salieron a la calle. Al
    preguntar a mi abuelo recuerdo que me dijo que no, que hubo gente de
    todos lados, más bien mujeres y que estuvieron en la calle Real, Avenida
    de Céspedes, vía principal de la Ciudad.

    Cárdenas conocida como la Perla del Norte, Ciudad Bandera o pueblo de
    los cangrejos esta situada en la costa, 23º 03′ Norte, 81º 22′ Oeste,
    fue fundada como puerto de salida del azúcar pues la producción de la
    misma se encontraba en auge en la zona en el segundo cuarto del siglo XIX.

    Desde temprana edad fue un pueblo de primicias. Primer lugar donde ondeó
    la bandera nacional sobre suelo cubano (19 de Mayo, 1850). Primera
    refinería de azúcar de Cuba (1851); primer monumento a Cristóbal Colón
    en las Américas (1862); primera planta eléctrica para alumbrado público
    (Septiembre, 1889 segunda del mundo, detrás de New York). Primera ciudad
    cubana bombardeada al iniciarse la Guerra Hispano-Cubana-Norteamericana
    (11 de Mayo, 1898. Recuerdo el proyectil incrustado en el edificio de la
    compañía eléctrica en la esquina de Calzada y Linea a una cuadra de mi
    casa).

    Primer mausoleo en Cuba con los restos de héroes de la guerra de
    independencia contra España (1899). Primer museo público de Cuba, “Oscar
    Maria de Rojas” (Diciembre, 1899); primer planeador diseñado y
    construido en Cuba vuela sobre Cárdenas (Diciembre, 1945); primera
    fábrica de papel de bagazo en Cuba (a mediados de 50as). Después de la
    revolución fue cuna de la primera semana de la cultura e igualmente de
    la primera semana del deporte.

    Y aunque comencé con ello no mencioné que era el primer acto de
    “protesta de las calderas” contra la tiranía de Fidel Castro (1962). Se
    protestó ese día por la implantación de la Libreta de Racionamiento, y
    en rechazo al camino comunista que ha tomado la revolución. Tengo
    entendido que los protestantes recorrieron varias cuadras haciendo sonar
    sus cazuelas de cocina. He oído decir también que entraron los tanques
    en la ciudad también para aplacar cualquier situación y que Castro
    mencionó que jamás volvería a pisar ese pueblo cuna del luchador
    estudiantil José Antonio Echevarria y el comandante expedicionario del
    Granma José Smith Comas.

    Sin embargo estuvo allí casi exactamente un año después de los calderos
    durante la puesta en mar de 17 nuevas embarcaciones construidas en los
    astilleros cardenenses el 18 de junio de 1963. En el discurso ese día
    Castro arremetió: “Y es bueno decirle al lumpen de Cárdenas y a los
    burgueses de Cárdenas: Cuando veas las barbas de tu vecino arder, pon
    las tuyas en remojo. ¡Paciencia!, ¡tiempo!, es lo que la Revolución
    necesita, que irá venciendo todos los obstáculos, lo irá resolviendo
    todo, irá liquidando los privilegios y las injusticias que quedan, los
    egoísmos que quedan y los vicios que quedan. ¡Paciencia y tiempo, que
    el porvenir es de la patria, el porvenir es de la Revolución!”

    Con estas palabras parecía tratar de calmar a las amas de casa de la
    ciudad para que no salieran más a la calle, empero mandaba un mensaje
    asustador a todo el pueblo de que si intentaban algo se atuvieran a las
    consecuencias.

    De hecho esta protesta de los calderos marcó muchas pautas en mi pueblo.
    Recuerdo como se comentaba sobre esto con cierto orgullo, de que el
    pueblo había protestado ante Fidel Castro, algo poco común en el medio
    en que crecíamos en los años setenta y ochenta. Se decía que era un
    pueblo de gusanos muchas veces. De hecho muchas familias cardenenses
    abandonaron la ciudad desde el comienzo de la revolución, un flujo que
    tampoco ha cesado con los años.

    Ejemplo de ello es el caso de Elián González, balserito cubano conocido
    en todo el mundo. A pesar de todo lo que el régimen quiso ganar con su
    repatriación no deja de estar claro el argumento de que su madre
    cardenense, que en paz descanse, se iba del país llevando consigo al
    pequeño niño en una rudimentaria balsa perdiendo la vida en tal travesía.

    Cosa interesante es el pito de la cubanísima. Existe una estación de
    radio a las afueras de Cárdenas que solo transmite una señal obstructiva
    en la misma frecuencia de la estación “La Cubanísima” de Miami para que
    los habitantes del pueblo no escuchen las palabras del .

    Otra cosa que muestra la voluntad del régimen para que no se escuchen
    más calderos en las calles de Cárdenas es la unidad militar 1410 situada
    en la loma de Fines a las afueras de la ciudad en un lugar estratégico
    de la carretera a Coliseo hacia el sur, lejos de la costa y en unas
    alturas. Esta es una de las principales unidades del Ejercito Central.

    Ahora la ciudad cuenta con el Museo a la Batalla de Ideas, inaugurado
    por Fidel Castro el 14 de julio de 2001, después del regreso de Elián.
    Con esto nuevas griterías se escuchan en las calles, aunque no con
    casuelas, ni calderos. El pasado 6 de diciembre tuvieron lugar las
    celebraciones por el séptimo aniversario de la Batalla de Ideas. Los
    cardenenses desfilaron por las calles de su pueblo hasta el museo donde
    tuvo lugar un acto revolucionario.

    Sin embargo me han llegado rumores del silencio amenazante que se cierne
    sobre nuestro pueblo y toda Cuba sumida en la incertidumbre del mañana y
    el cotidiano horripilante presente. De las calles vacías en las noches
    oscuras, la gente callada cuando no hay desfiles. El miedo endógeno
    carcome los huesos mas el cerebro piensa libre. La protesta de los corderos.

    Fuentes:
    Cárdenas, Cuba. Bellísima página de la ciudad hecha por Ernesto J. de la Fé

    Circuito Sur, La Historia de Cuba

    Discurso de Fidel Castro en el acto celebrado en Cárdenas para botar al
    mar 17 barcos pesqueros, 18 de junio de 1963.

    http://www.miscelaneasdecuba.net/web/article.asp?artID=8187

    Print Friendly

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *

    Calendar
    December 2006
    M T W T F S S
    « Nov   Jan »
     123
    45678910
    11121314151617
    18192021222324
    25262728293031
    Archives