La libreta del hambre
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
Recent Comments

    2009: Todo peor
    Autor y Ciudad:

    El gobierno del general Raúl Castro redujo en 2009 la venta de alimentos
    a los cubanos, recortó el consumo de energía y frenó los pagos de
    deudas, mientras en el campo político y de siguió el
    inmovilismo, pese a la depuración de algunos mandos medios, informa EFE.

    "Los gastos en la esfera social deben estar en consonancia con las
    posibilidades reales y ello impone suprimir aquellos de que es posible
    prescindir", explicó el general en agosto, al agravarse la recesión que
    padece Cuba desde que dejó de recibir hace dos décadas los subsidios del
    extinto bloque soviético.

    "Da la sensación de que nos estamos comiendo el socialismo antes de
    construirlo y aspiramos a gastar como si estuviéramos en el comunismo",
    agregó el Castro que reemplazó en la Presidencia en 2008 a su hermano
    mayor y antecesor, Fidel.

    Según datos oficiales, cayó un 36% el comercio exterior de bienes en los
    primeros nueve meses del año, se desplomaron los precios de los
    principales productos de exportación, como el níquel, y se redujeron 12%
    los ingresos por , a pesar de aumentar 4% el número de visitantes.

    El año nació mal por las secuelas de tres huracanes que arrasaron la
    Isla en 2008 y causaron daños por 10.000 millones de dólares, amén del
    bloqueo económico que mantiene Washington desde hace medio siglo y que
    el nuevo mandatario estadounidense, Barack Obama, no parece por ahora
    interesado en terminar.

    Y a ese rosario de catástrofes, la mayoría de los analistas y
    diplomáticos consultados por EFE agregan la escasa productividad y
    eficiencia del único país de América gobernado por un partido que se
    dice comunista.

    Retorno a los bueyes

    La falta de liquidez llevó al general a restringir el consumo eléctrico
    desde mayo, incluso cerrando empresas estatales que no cumplieron la
    orden de ahorrar, y a recortar el suministro de víveres de la cartilla
    de racionamiento, que apenas cubría un tercio de las necesidades de la
    población.

    El gobernante y los medios de comunicación de la Isla, oficiales sin
    excepción, pidieron a los cubanos que se ajusten aún más el cinturón,
    que trabajen más, que vuelvan al campo y que —a falta de gasolina y
    tractores— aren con yuntas de bueyes las tierras que el Estado
    socialista abandonó por décadas.

    Castro declaró asunto de "seguridad nacional" la producción de alimentos
    en la Isla, que llegó a importar más del 80% de los que consumen sus
    11,2 millones de habitantes, al tiempo que mantenía ociosas la mitad de
    las tierras cultivables.

    Se vendió como "ecológica" la apelación al empleo de animales de tiro
    para el campo y el : la agencia AIN proclamó que los bueyes y
    los mulos evitan la compactación de los suelos que ocasiona la
    maquinaria, no contaminan la tierra con derrames de combustible y, "por
    el contrario, la abonan con sus excretas y orinas".

    La falacia del 'papá Estado'

    La reducción de los alimentos que se reparten subsidiados a la población
    se argumentó como el fin del "paternalismo" y el "igualitarismo",
    obviando que esos supuestos errores que ahora intenta corregir Raúl
    Castro son obra de 49 años y 55 días de mandato de su hermano mayor.

    "Ningún Estado puede dar lo que no tiene", tituló recientemente en el
    diario Granma, portavoz del gobernante Partido Comunista, del que aún es
    primer secretario Fidel Castro, a pesar de que lleva tres años y medio
    sin aparecer en público.

    La frase es del ex mandatario, de un discurso en 1986, pero Granma la
    destacó para defender la política del hermano menor, que quiere reducir
    lo que llama "exceso de gratuidades y subsidios".

    "Gratuidades", subsidios, igualitarismo y paternalismo que antes eran
    orgullo del sistema creado por Fidel —cuando los cubanos eran todos
    becarios del bloque soviético— y que fueron loados por la misma prensa
    que ahora arremete contra ellos.

    "Nos acostumbramos a que el Estado nos lo diera todo", tituló Granma la
    carta de un lector apellidado Cuesta Tapia.

    "Creo que el planteamiento del paternalismo del Estado Cubano es
    totalmente positivo, hasta los enemigos han hablado de él como algo
    imposible de mantener, y es imposible de mantener, pero la pregunta es
    cómo y cuándo, pues fue el Estado el que creó los mecanismos para
    convertirse en paternalista y es él el que tiene la responsabilidad de
    desmontarlos", añadía la carta.

    Al tiempo, sin una declaración pública de suspensión de pagos, el
    gobierno dejó de cumplir buena parte de sus obligaciones con otros
    países y con proveedores.

    Según fuentes españolas, en octubre pasaba de 600 millones de euros la
    atrasada con proveedores comerciales de ese país, sin contar
    retenciones o "corralitos" de divisas en cuentas bancarias cubanas de
    inversionistas y otros sectores.

    El economista Oscar Espinosa, político excarcelado por
    razones de , prevé "un empeoramiento de la problemática
    económico-social, con serias implicaciones negativas adicionales para el
    ya deteriorado nivel de vida de la población".

    En política, entretanto, hubo relevos de personajes secundarios como el
    ex vicepresidente Carlos Lage, pero nada substancial cambió, dicen la
    mayoría de los analistas consultados, y lo mismo ocurre con la falta de
    libertades civiles y democráticas.

    2009: Todo peor | DIARIODECUBA (7 December 2009)
    http://www.ddcuba.com/cuba/noticias/2009/2009-todo-peor

    Print Friendly

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *

    Calendar
    December 2009
    M T W T F S S
    « Nov   Jan »
     123456
    78910111213
    14151617181920
    21222324252627
    28293031  
    Archives