La libreta del hambre
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
Recent Comments

    Las sobrinas- nietas cubanas de Hugo Chávez
    MARTES, 29 DE OCTUBRE DE 2013 00:40 ESCRITO POR FRANK CORREA

    Cuba actualidad, Jaimanitas, La Habana, (PD) Cocina con leña en un
    rincón. En el baño hay un inodoro roto y unos cubos que llenan de agua
    cuando la ponen.

    El jabón falta casi siempre. Abundan las moscas. Por la noche, sin
    ventilador, es infernal el castigo de los mosquitos. Hay un solo
    bombillo en el pequeño cuarto destartalado, en la calle 234 entre
    Tercera y Tercera A, en Jaimanitas, donde vive Venus Bustamante, con sus
    cuatro hijos, su padre y su hermano.

    Tanta miseria parece no ser real, pero ahí está ella para testimoniarla.

    Cuando tenía diecinueve años, se enamoró de un joven venezolano que
    estudiaba medicina en Cuba. Es el padre de dos de sus hijas, Andrea
    Melis Pérez Bustamante y Yusisleidys Nery Pérez Bustamante.

    Pero el joven venezolano, que pasó seis años en Cuba, regresó a su país
    en el año 2008, cuando terminó sus estudios. Nunca más supo de él. Me
    explica Venus que su nombre es Romel Enríquez Pérez Chávez, y que es
    hijo de Carmen Cecilia Chávez, hermana del difunto presidente Hugo Chávez.

    Venus intentó rehacer su vida, pero los hombres que encontró no
    resultaron buenos maridos. Tuvo dos hijos más: Maicol Fabio Bustamante
    Martínez y Bernarda Ester Barrios Bustamante, pero también fueron
    abandonados a su suerte por sus respectivos padres.

    Venus Bustamante aspira a que se reconozcan sus derechos de madre
    soltera de dos sobrinos-nietos cubanos del extinto presidente Hugo
    Chávez, que hoy viven sumidos en la más absoluta pobreza.

    Entrar al cubil donde vive esta joven de 29 años, con sus cuatros hijos,
    su padre y su hermano, es como entrar al más oscuro círculo del
    infierno. Desolación, carencia de lo más mínimo para vivir, piso de
    tierra, falta de higiene, de alimentos.

    Venus duerme con los cuatro pequeños sobre una colchoneta de poliespuma,
    sucia y llena de huecos. Su hermano y su padre, enfermos mentales los
    dos, duermen en el piso.

    “Vivimos con lo que dan por la libreta de abastecimiento y de la caridad
    pública. Y esta casucha en cualquier momento se nos cae encima”, dice Venus.

    Mientras carga a uno de los niños que ha comenzado a llorar, Venus me
    explica que este caso es conocido por la embajada venezolana, que
    reconocen a las dos niñas como sobrinas-nietas de Chávez, pero nada más.
    “Llevo ya un buen tiempo en esto, pero hay mucha burocracia”, dice.
    Solicitó una entrevista con el embajador Ronald Blanco La Cruz. Para la
    fecha en que se le concedió, el embajador no se encontraba en Cuba.
    Solicitó una entrevista al nuevo embajador, Edgardo Rodríguez, y me
    contestó por escrito que debía comenzar los trámites de solicitud
    nuevamente”.

    Refiere que un abogado de Inmigración y Extranjería le dijo que su caso
    debía considerarse como de reunificación familiar, que debían entregarle
    la suma de 81 000 dólares por concepto de manutención de las dos niñas.

    “Con fecha 16 de julio y como un acto desesperado, le escribí esta carta
    al presidente Nicolás Maduro”, dice y me muestra la carta. Dice:
    “Reconozco el duro golpe que fue la intempestiva desaparición física de
    Hugo Chávez, que nos ha sumido a todos en un profundo decaimiento, y que
    ha hecho olvidar otros asuntos menores, pero le recuerdo que necesitamos
    ayuda urgentemente. Recurro a Venezuela, patria del padre de mis dos
    niñas, porque Cuba atraviesa una situación muy difícil y no han podido
    sacarnos de esta extrema pobreza en que vivimos”.

    Indagué en el vecindario sobre la veracidad del testimonio de la
    muchacha. Me dicen que la familia Bustamante es de las fundadoras del
    pueblo. Muy numerosa, varios de sus miembros se dedican a la pesca, la
    construcción de botes de corcho y la venta de calandracas como carnada
    para pescar.

    Me corroboraron que Venus mantuvo una relación amorosa con un
    venezolano, estudiante de la Escuela Latinoamericana de Medicina, con el
    que tuvo dos hijas, pero dijeron desconocer que fuese sobrino de Chávez.
    Según una tía de Venus: “Siempre tenía hambre, pidiendo comida, y
    siempre andaba con las mismas botas”.

    Una prima aseguró: “Venus, como su padre y muchos otros miembros de la
    familia están locos. Pensaba que pariéndole a un extranjero iba a salir
    de la miseria, pero lo que hizo fue enredarse más. Después de aquel
    médico venezolano, le parió a un nicaragüense y después a un boliviano,
    pero todos la dejaron abandonada con sus hijos. Sabemos de la carta a
    Maduro. Ojala le contesten y la ayuden”.

    Para Cuba actualidad: frankcorrea4@gmail.com

    Source: Las sobrinas- nietas cubanas de Hugo Chávez | Cuba noticias
    actualidad.Periodismo independiente. –

    Tags: , , , , , ,

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *

    Calendar
    October 2013
    M T W T F S S
    « Sep   Nov »
     123456
    78910111213
    14151617181920
    21222324252627
    28293031  
    Archives